Carrer de congost, 16

08024 Barcelona

info@twerkyourlife.com

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon

Tel: 689 099 225

© 2018 - 2019 Hecho por TWERKyourLIFE

Consulta nuestra Política de privacidad

TWERKyourLIFE-LOGO-web.jpg
Buscar

    Mi cuerpo es mío

    ¿De verdad es tan difícil de entender?


    Yo disfruto mucho saliendo sola, les llamo “mis citas conmigo misma”, me gusta salir a caminar, a comer, a cine, a la playa y por supuesto a bailar. Hago esto desde que empecé a vivir sola cuando estaba en la universidad, es mi manera de relajarme y disfrutar de un momento a solas, donde puedo tomar decisiones de acuerdo con cómo me siento ante cada situación y hacer lo que me sale de los ovarios sin consultarlo con nadie. En esas citas conmigo misma, me sucede siempre algo que me molesta profundamente, especialmente cuando estoy bailando. Generalmente, cuando estoy disfrutando más de la música, me siento feliz y relajada, aparece el personaje de turno, por detrás, me abraza por la espalda y me habla al oído ¡uffff! Yo le respondo preguntándole “¿Ves algún letrero que dice tócame?, ¿Verdad que no?, ¿Entonces por qué me tocas?”.






    "Que una mujer esté, sola no significa que quiera compañía"







    Me indigna profundamente que los hombres se sientan con el derecho de tocar mi cuerpo, por el simple hecho de estar sola. Pero claro, como no lo van a sentir así, si en la mayoría de las películas, series y telenovelas, el galán de turno ve en medio de la pista al OBJETO de su deseo, se acerca por detrás le acaricia la espalda y le dice al oído cualquier chorrada, a lo que ella responde con una gran sonrisa, como si le hubiera estado esperando toda su vida para que la rescatara de su aburrida existencia… por qué es tan difícil entender que mi cuerpo es mi territorio, es mi templo, es mío y yo soy la que decide quien me toca, quien me besa, quien me acaricia, quien me abraza; mi cuerpo no es un territorio de conquista. Por favor, si quieres conocerme, acércate de frente, mírame a los ojos y dime ¡Hola!, yo decidiré si quiero hablar contigo o no, te lo haré saber con respeto, porque yo te veo como un igual, ¿Por qué te es tan difícil verme como tu igual?


    Esto es algo que sencillamente no logro comprender y seguiré reivindicando, mi cuerpo es mío.